Formación

DisminuirAumentar

formacionTal como se recogen en nuestras Reglas, la formación de los Hermanos ha de ocupar un lugar preferente en los ciclos instructivos que se han de impartir desde nuestra Corporación y en cumplimiento a ellas, en las dependencias de nuestra Casa Hermandad durante todo el curso, se imparten semanalmente, y con especial relevancia los viernes, charlas de formación destinadas a una mejor preparación vital a más de trescientos hermanos, feligreses y devotos, en un arco personal que va desde los pequeños hasta los jóvenes, divididas por edades, y siguiendo el contenido del Catecismo de la Iglesia Católica bajo la supervisión de un sacerdote. Mensualmente, los monitores de formación reciben una charla doctrinal por el Consiliario encargado de Formación, así como una reunión quincenal con el Rector de la Basílica para preparar los temas de formación que se van a impartir.

Ha de ocupar un lugar destacado en estas páginas la continuación de los Cursillos Prematrimoniales que se vienen ofreciendo, todos los meses, bajo la supervisión del Rector de la Basílica y del Consiliario Primero e impartidas además de por el indicado miembro de la Junta de Gobierno, por nuestros hermanos. Dichos Cursillos se encuentran muy consolidados y la demanda va creciendo conforme va institucionalizando, al que asisten más de cincuenta parejas, resultando muy gratas e instructivas para los asistentes.

Con periodicidad mensual se ofrecen los Cursos de Formación de Nuevos Hermanos correspondientes a la necesaria preparación al Juramento de nuestras Reglas, sobre aquellos que aspiran a pertenecer a nuestra Hermandad, así como a los Hermanos que van cumpliendo los catorce años de edad, siendo impartidas las mismas por los Sres. Fiscales y el Sr. Diputado Mayor de Gobierno de la Junta de Gobierno.

También se redunda en una formación específica a parte de los formadores que imparten la formación cristiana, aquéllos que actúan como monaguillos, acólitos y lectores para las funciones que habitualmente se desarrollan en los cultos de la Hermandad, siendo grupos que gozan de gran número de participantes.

Volver | Subir